viernes, 29 de septiembre de 2017

Muffins de frutos rojos y avena (Sin gluten)

¡Hola mis coquitos!

Ya estoy por aquí otra vez, esta vez he tardado poquito, y es que os tengo 3 recetitas preparadas que os quiero publicar cuanto antes. Además, son las de los retos, así que tienen que ser sí o sí.

Ahora mismo estoy un poco muerta de sueño, porque como ya os dije antes, casi no tengo tiempo de nada. Por lo que me toca empezar a escribir esta entrada de camino al colegio/instituto (aún no se como llamarlo, jaja), donde estudio el técnico de panadería y repostería. Que por cierto, cada vez estoy más emocionada, aunque de estudiar no me libro. Jaja

En fin, ya os iré contando más cositas sobre esto y de todo lo que voy aprendiendo. Jeje… Aunque os puedo ir adelantando que ayer hice mi primer pan con poolish, que es una masa madre, que hice con harina de mijo y arroz integral. Parte de esta se la añadí al pan, que lo hice también con harina de maíz, avena y beiker. Aunque hay algunos fallos que tengo que mejorar, he de decir que de sabor y textura estaba delicioso. Así que seguiremos investigando todos los posibles panes que podamos hacer.

Y no os preocupéis, que cuando tenga una buena receta os la pondré enseguida, para que también podáis disfrutarla. Porque no se vosotros, pero yo hecho muchísimo de menos un pan bien crujiente y con un sabor y olor de los que casi ya no recuerdo.

Uff, os reiréis un poco, jaja, pero digo lo del olor porque no sabía cuánto lo echaba de menos hasta que lo empecé a oler en el obrador, que son las prácticas que tenemos aquí.

¡Sí, tenemos muchísimas prácticas!

Los lunes y los martes son enteros de obrador, y la cantidad de cosas que se aprende es increíble, sobre todo el manejo y soltura en las manos. Importantísimos a la hora de muchísimas elaboraciones. Y… alguna sorpresilla me tengo guardada en el tintero, pero eso será para más adelante.

Bueno, que me lio más que las persianas.

La receta que os traigo hoy, también participa en uno de los retos de este mes. ¡El reto “Dis-fruta”!

Que ya hemos vuelto de las vacaciones, para volver a llenar nuestros blogs con numerosas recetas con frutas deliciosas. Y para este mes tocaba frutos rojos. No hace falta que os diga la cantidad de frutos rojos que podemos elegir, y a cuál más buenísimo. Pero al final me decidí por las frambuesas y las grosellas, que aún no había hecho nada con estas últimas.

Así que decidí hacer unos muffins de frutos rojos y avena, que son ideales para los desayunos. Y que razón tenía, porque que cosa más buena salió. Sin duda, volveré a hacerlos en cuanto tenga un ratito, porque me encantó el toque ácido que le daban los frutos rojos, y el contraste con el sabor de la avena quedaban muy bien

Y para que veáis de lo que os hablo, os dejo por aquí el vídeo para que podáis disfrutarlo.



¡Correr! Mirar que frutos rojos tenéis por allí, aunque los podéis hacer con los que más os gusten.

MUFFINS DE FRUTOS ROJOS Y AVENA

Ingredientes (12 unidades):


  • 150 ml aceite de oliva virgen
  • 300 g harina de arroz
  • 100 g harina de avena
  • 1,5 cucharadita de levadura
  • 1 cucharadita de bicarbonato
  • 1/4 cucharadita de sal
  • 3 huevos
  • 180 g azúcar moreno
  • 250 ml bebida de almendras
  • 125 g grosellas
  • 250 g frambuesas
  • 100 g arándanos deshidratados
  • 100 g avena


Preparación:

Como imagino que ya lo adivinaréis, primero pesamos los ingredientes y colocamos las cápsulas de los muffins en la bandeja.

Precalentamos el horno a 180 ºC y nos ponemos manos a la obra.

Mezclamos las harinas con la levadura y el bicarbonato. Tamizamos y reservamos.

Por otro lado, cogemos las frambuesas y las grosellas, y las trituramos hasta conseguir un puré de frutos rojos muy fino; reservamos en la nevera.

En otro bol, batimos los huevos hasta espumarlos un poquito. Y luego, echamos el aceite, el azúcar y la sal, mezclando para lograr una masa homogénea

Añadimos el puré de frutos rojos y lo vamos incorporando a la masa poco a poco.

A continuación, vamos agregando la mezcla de harinas, intercalándola con la leche, mezclando para que se integren bien.

Cuando está bien mezclado, echamos los arándanos deshidratados y la avena.

Repartimos la mezcla en las cápsulas y horneamos 20-25 minutos, o hasta que el palillo nos salga limpio. Dejamos enfriar en la bandeja 5 minutos y después los pasamos a una rejilla, hasta que se enfríen por completo.

¡Y a disfrutar de una merienda sana y natural!


Yo me voy a crear nuevas merienditas para la semana que viene, jaja, que ya se han acabado todas.

Y, bueno... ya me toca ir pensando en las recetas de Halloween... ¡Qué ya casi estamos en Octubre!

Ainnssss... ¡Que no me da la vida! Cuántas cosas por hacer y tan poquito tiempo...

¡No puede ser!

En fin, iremos poquito a poquito y pasito a pasito, jaja.

Y ahora, solo me queda deciros que espero que los disfrutéis mucho. Y recordad, que os espero en los comentarios y en el facebook, para saber vuestra experiencia. Pero, si no os apetece perderos nada de nada, podéis seguir el blog, o suscribiros a las recetas, y ayudar así en su difusión.

Que tengo que confesar... Que me hace mucha ilu, jaja. Así veo que os ha gustado.

¡Disfrutar mucho del finde mis lindos coquitos!

Muchos besitos y abrazos :D




"No importa lo que pase mañana o el resto de mi vida. Ahora soy feliz porque te quiero" Frases de películas "Atrapado en el tiempo".